El dividendo bumerán y las puertas al campo, José Ignacio Jiménez en Cinco Días

En los últimos meses, una parte de las empresas cotizadas han decidido suspender, recortar o aplazar el pago del dividendo. Parece una medida lógica para que, en momentos excepcionales como el que vivimos, las empresas conserven resultados, retengan liquidez y, por tanto, preserven mejor su solvencia o sostenibilidad. Aunque se está demostrando que no es tan sencillo buscar esa liquidez al actuar por sistema sobre el dividendo.

José Ignacio Jiménez, socio de Talengo, reflexiona sobre la iniciativa del Banco Central Europeo de levantar las restricciones ante la alta penalización que está sufriendo la banca.

“El BCE ha optado por vetar el reparto de dividendo en el escenario actual vía recomendación (aunque, de facto, obligatoria con medidas punitivas de mayor requerimiento de capital a la entidad que incumpla la supuesta recomendación). El lícito racional de esta medida es no repartir dividendo y utilizar este dinero extra para aportar mayor flujo de crédito a la economía real, tan necesario en estos momentos”.

Puedes leer el artículo completo en Cinco Días.

 

 

 

Otras publicaciones que te pueden interesar:

Las 50 profesiones mejor pagadas para teletrabajar, José Ignacio Jiménez en Expansión

Nuevos caminos en las organizaciones: conciliación, movilidad y eficiencia

Talengo firma el compromiso de diversidad de AESC

José Ignacio Jiménez Socio Talengo

Por

José Ignacio Jiménez
Socio en Talengo
Todos los artículos del autor

VER CV
Comments are closed.
Buscar
Categorías

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies